Arqueología Centrosur de Cuba

Se ha escogido la región centro-sur de Cuba como área con la cual estarán vinculados los trabajos, artículos, comentarios o noticias de interés científico; porque hasta hace unos veinte años atrás era la región menos conocida de la isla desde el punto de vista arqueológico.

viernes, septiembre 22, 2006

PRESENCIA DE HUESOS TEÑIDOS DE ROJO EN UN ENTIERRO SECUNDARIO DEL MESOLÍTICO

Santiago F. Silva García (1)
Orlando Alvarez de la Paz (2)

(1)Lic. en Física y Astronomía
Arqueólogo aficionado

(2)Ing. Sanidad Vegetal
Arqueólogo aficionado

Breve descripción del hallazgo
Este reporte fue efectuado por los autores en el mes de septiembre de 1995, luego del rescate de restos óseos procedentes de un entierro secundario, exhumado junto a otras evidencias arqueológicas que fueron descubiertas a muy poca profundidad en el interior de la cueva La Tinaja, en la sierra Gabino, localidad de Guayos, provincia Sancti-spiritus.

En general, el estado de conservación de la mayoría de los restos óseos humanos es bueno; en ello debió influir las condiciones de la cueva, así como la alcalinidad del suelo donde yacían agrupados, pero en forma desordenada. Se encontraban cubiertos por una gruesa capa de ceniza.
Algunas vértebras y fragmentos de huesos largos muestran residuos de colorante ocre, al parecer hematita (óxido de hierro); lo cual hace pensar en la existencia de determinadas prácticas funerarias mágico-religiosas.

Con relación al sexo, la edad y estatura, el estado de fragmentación de los huesos más importantes para estos fines no permiten la obtención de dicha información.

Asociado con estas evidencias óseas se colectó material dietético consistente en huesos de mamíferos, pinzas de crustáceos y conchas de moluscos. Dentro de los mamíferos se logró identificar dos géneros de jutías ya extintas; además, del género Capromys, del cual existen varias especies en la actualidad. Se colectaron, muy próximo al área de excavación, varias garras y fragmentos de costillas de Megalognus rodens Leidy, especie extinta de mamífero de gran talla parecido al peresoso actual. Imposible vincular relación alguna de estas al resto de las evidencias mientras no se efectúen fechados o datación de los mismos.
Se identificaron además, varias herramientas y preformas de sílex; así como un fragmento de material tintóreo y un guijarro de forma ovoidal con huellas de trabajo que indican traseológicamente que debió ser utilizado en la función de majar.

Otros reportes
El fenómeno de huesos pintados o teñidos ha sido observado por otros investigadores en los residuarios de cueva La Jutía, en el municipio Fomento (Alvarez Conde, 1960), en cuevas de la costa norte del este de La Habana;cuestión ésta comprobada en más de una oportunidad en restos óseos humanos exhumados en cuevas de esta última región (Martínez, 1990). También, Antonio Núñez Jiménez (1959) localizó huesos humanos teñidos de rojo en la cueva nº 2 de Punta del Este, Isla de la Juventud. En 1967 Ramón Dacal y Milton Pino realizaron una serie de excavaciones en este lugar y hallaron numerosos fragmentos de hematita; lo que evidencia posiblemente la procedencia del tinte o colorante empleado en los huesos.
En el asentamiento Paso Alsina, al sur de la provincia de Buenos Aires, Argentina se identificaron también entierros secundarios en los que gran parte de los huesos que componen los entierros están pintados de rojo. Los pintaban o espolvoreaban con ocre. Algunos fragmentos de este pigmento han sido encontrados entre los huesos (Martínez, 2004). En los yacimientos de Ticomán y Arbolilla, al norte de la Ciudad de Méjico se efectuaron reportes similares.

Un razgo de particular interés en el estudio de las prácticas funerarias durante el estadío tardío de Cazadores-Recolectores del Pleistoceno y Holoceno en Colombia (8500 - 3000 AP) lo constituye el hallazgo de un enterramiento ritual, en el cual los huesos largos, el cráneo y las vértebras cervicales aparecen decorados con pintura blanca, roja y negra. A estos huesos largos les fueron cortadas sus extremidades y se les extrajo la médula...(Correal, 2001).

Se pudo constatar que:
. la cueva La Tinaja tuvo la doble finalidad de cueva habitacional-funeraria.
.Los restos humanos corresponden a un sólo individuo, ya que ningún hueso se repite y además que corresponden a un individuo de la raza Mongoloide a la cual pertenecen nuestros amerindios, lo que resulta del análisis de un incisivo con la característica de diente en forma de pala; además de las evidencias culturales asociadas.

Copyrigh:Santiago F. Silva García
Orlando Alvarez de la Paz
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 2.5 Spain License.



e.mail: aguilasdeanaga@gmail.com

BLOGS QUE NOS ENLAZAN:

Historia del Perú


1 comentarios:

  • A las 10:46 a. m. , Anonymous Anónimo ha dicho...

    Hola:

    Te encontré buscando sobre el neolítico.

    Muy interesante la exposición.

    saludos

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal